Press "Enter" to skip to content

La venta de viviendas sigue fuerte, pero con precios aún lejos de los récords históricos

El precio medio de la vivienda nueva y usada registró en enero un crecimiento del 6,2% en el último año, según los datos de de Tinsa IMIE General y Grandes Mercados. La evolución del mercado residencial refleja que la demanda se mantiene fuerte de manera generalizada en España, aunque los precios de venta se encuentran un 24,7% por debajo del máximo alcanzado en la burbuja inmobiliaria del 2007. Los precios suben algo menos en la costa mediterránea, que se mantuvo estable en enero tras los crecimientos experimentados en los meses previos. El precio medio de la vivienda en España se ha revalorizado el 27,4% desde su valor más bajo registrado durante la crisis financiera en el 2008. 

Las localidades más pequeñas del interior y de la costa atlántica, agrupadas en ‘Resto de municipios’, destacan en enero con el mayor crecimiento en tasa interanual (+7,6 %), seguidas de las islas (+7,3 %). También por encima de la media nacional, las áreas metropolitanas se revalorizaron un 7%, mientras que la costa mediterránea lo hizo un 6,2% en los últimos 12 meses y un 5,2% las capitales y grandes ciudades.

Según los expertos de Tinsa la perspectiva es que los precios sigan registrando alzas moderadas, ya que “la oferta sigue sin acompasar la pujanza de la demanda”. La obra nueva continúa reactivándose con velocidad moderada, según reflejan los datos de visados que crecen ligera pero constantemente desde marzo de 2021. “El crecimiento se ve contenido en parte por el incremento de los costes de construcción, que se mantienen al alza impulsados por el precio de las materias primas frente a un coste de mano de obra que de momento se ha mantenido estable”, explicó Cristina Arias, directora del servicio de estudios de Tinsa, mediante un comunicado.

Noticias relacionadas

Las áreas metropolitanas mostraron en enero la mayor tasa de crecimiento mensual, con una subida del 1,3 %, casi duplicando la media nacional (0,7 %) y por encima del recorrido experimentado por las capitales y grandes ciudades y el grupo ‘Resto de municipios’, ambas con un crecimiento del 0,9 %. Tan solo la costa mediterránea mantuvo casi invariable su precio medio entre diciembre de 2021 y enero de 2022, al registrar un ligero descenso del 0,1%, tras los incrementos acumulados en los meses previos.

Las capitales y grandes ciudades son el grupo que muestra un mayor recorrido al alza desde sus mínimos históricos (32,8%), seguidas de los territorios insulares (29,8 %). Esta evolución las sitúa como los grupos que más cerca se encuentran de los máximos de la primera década de los 2000. El precio medio en las islas se encuentra un 12,1 % por debajo de los máximos del ciclo anterior y las capitales y grandes ciudades, un 23,4 %. En el extremo contrario, la costa mediterránea arrastra un descenso acumulado del 34,5 % desde 2007.

Be First to Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.